Velocidad y tocino
Freedom for Cachuli
26 junio 2006
Viajar en el tiempo

Una de las primeras películas que tengo noción de haber visto en el cine ha sido Regreso al Futuro II, allá al principio de los 90. Supongo que todos habréis visto la saga, pero si no, os diré que Marty Mc Fly (¿cómo te puedes apellidas "Mc Mosca"?) y su amigo, un científico que posiblemente sometía a abusos al jovencito Marty fuera de cámara, viajaban en el tiempo gracias a un coche que éste último había inventado, y les pasaban mil y un aventuras del rollo de "me estoy ligando a mi madre".

Era una de mis películas favoritas (y qué coño, lo sigue siendo), y que lance la primera piedra el que no haya fantaseado con viajar en el tiempo. ¿Realmente se puede? ¿Podría volver con el almanaque de las ligas de béisbol y forrarme haciendo apuestas?. No os voy a dar los 10 briconsejos para fabricar una máquina del tiempo, pero he estado mirando un póco por ahí a ver cómo está el tema.

Hace ya bastantes años, un científico llamado Albert Einstein vino a decir algo así como que el tiempo y el espacio es lo mismo, que forman parte de un "ente" llamado tiempo espacial. Dentro del tiempo espacial, puedes hacer lo que quieras, como estás haciendo ahora, pero tienes un límite de 300000 km/s, es decir, que nada puede moverse más rápido de esa velocidad, que es la de la luz.

Si el señor George Bush cogiera parte del dinero de la nación más poderosa y rica de la tierra, y fabricase una nave espacial capaz de aproximarse a la velocidad de la luz, los tripulantes viajarían en el tiempo, puesto que a esa velocidad se distorsiona. Si un tripulante saliera a darle caña al acelerador de su nave con 15 años, y volviera a los 5 años (con 20), sus amigos de 15 años ahora tendrían 65, y esto viajando al 99.5% de la velocidad de la luz. Es un buen comienzo para viajar en el tiempo, pero para nuestra misión (construir la máquina del tiempo), es poco práctico.

Otra opción es pasar por cerca de un agujero negro. Cerca de los objetos que tienen poder gravitacional considerable (por ejemplo un planeta o una estrella), el tiempo se deforma. Aquí en la tierra tenemos la suerte que el tiempo pasa a 1 hora/hora, más que nada porque nosotros hemos inventado la unidad de la hora. Pero si por ejemplo un día estás sacando a pasear al perro, y pasas cerca de un agujero negro, sufrirás unos cambios bastante extraños en el tiempo, que a saber, igual vienes en el futuro o en el pasado. Ésto es porque los agujeros negros tienen un poder gravitacional brutal, y no se sabe muy bien qué pasa por esos lugares.

Respecto a la máquina del tiempo, la verdad es que de momento poca cosa. Yo espero dentro de unos años una letrina como la del Día del Tentáculo, pero por lo visto, hay cosas más importantes que hacer como estudiar el sol y hacer fotos a cometas. Ya me dirás qué emoción tiene eso comparado con viajar al futuro a montarte en un skate volador. Pero los que manejan el cotarro de momento dicen que nada de viajar en el tiempo. Tendremos que conformarnos con ver "Cuéntame cómo pasó" y los "X-Men".
3 Comments:
Anonymous BetiteB said...
Jajaja, por fin lo entiendo! Menos mal que lo cuentas en el idioma de la calle, si no....
Por cierto que siempre soñe con un monopatin de esos voladores o asistir a la fiesta de fin de curso de un instituto norteamericano en los años 50!. Habré visto resgreso al futuro mil veces, la uno y la dos. La tres me gusta menos.

Divertido... :P

Anonymous La Bailarina said...
Y siempre se regresa al tiempo del punto de partida o eso también es una "loteria" ???

Blogger Nacho said...
Supongo que tendrás que tener cuidado de volver hacia atrás a una época donde tengas una máquina del tiempo... o en su defecto un Delorean ;-)